EDITORIAL: Palabras Impactantes

Baptist Press
|
Posted: Jun 20, 2011 6:22 PM
EDITORIAL: Palabras Impactantes
NOTA DEL EDITOR: La columna First-Person (De primera mano) es parte de la edición de hoy de BP en español. Para ver historias adicionales, vaya a

http://www.bpnews.net/espanol

FRESNO, Calif. (BP)--He observado que hay muchas personas que se especializan en verbalmente herir y destruir a otros. Este fenómeno no es nuevo. En Santiago 3:1-9 leemos."

3 He aquí nosotros ponemos freno en la boca de los caballos para que nos obedezcan y dirigimos así todo su cuerpo.

4 Mirad también las naves: Aunque tan grandes y llevadas de impetuosos vientos, son gobernadas con un muy pequeño timón por donde el que la gobierna quiere.

5 Así también la lengua es un miembro pequeño, pero se jacta de grandes cosas. He aquí, ¡cuán grande bosque enciende un pequeño fuego!

6 Y la lengua es un fuego, un mundo de maldad. La lengua está puesta entre nuestros miembros, y contamina todo el cuerpo e inflama la rueda de la creación, y ella misma es inflamada por el infierno.

7 Toda naturaleza de bestias, de aves, de serpientes y de seres del mar, se doma y ha sido domada por la naturaleza humana;

8 Pero ningún hombre puede domar la lengua, que es un mal que no puede ser refrenado, llena de veneno mortal.

9 Con ella bendecimos al Dios y Padre y con ella maldecimos a los hombres, que están hechos a la semejanza de Dios.

Pensando en que la lengua puede encender pasiones, he practicado por muchos anos cuidarme de no usar mi lengua como una antorcha.

El daño que hacemos puede ser permanente en el individuo.

Una de los cosas que me sorprende es la manera como hablamos los unos a los otros. Hay algunas personas que considero "tóxicos," porque las palabras que salen de sus bocas causan mucho dolor. Hay algunos, que no importa lo que decimos, ya tienen una respuesta para nuestros pensamientos. Trato con mucha paciencia de mantener mi distancia co ellos, y así no les permito invadir mi espacio emocional. Es fácil entrar en conflicto, pero no les doy permiso a usar sus palabras para poner carga so mi vida.

Jesucristo, hablando del juicio final dijo, "Pero yo os digo que de toda palabra ociosa que hablen los hombres, de ella darán cuenta en el día del juicio" (Mateo 12:36 RVR1995) Como cristianos nos urge usar nuestros para levantar el animo de otros y destruir. Que Dios nos colme siempre de ricas bendiciones!

Fermín Whittaker es el director ejecutivo de la Convención Bautista del Sur en California. Los materiales en español publicados por esta convención se encuentran en http://www.csbc.com/languageresources.

Copyright (c) 2011 Southern Baptist Convention, Baptist Press www.BPNews.net